PREGUNTAS FRECUENTES SOBRE EL CERTIFICADO ENERGÉTICO

Que el certificado energético no sea un secreto, en CERTIHUESCA resolvemos todas tus dudas acerca del mismo para que tu hogar disponga de la eficiencia energética más óptima, y si aun te queda alguna pregunta, no dudes en contactar con nosotros.

1. ¿Qué es la Certificación Energética?

Desde el 1 de junio de 2013 cada edificio que se construye, vende o alquila debe contar con un “Certificado de Eficiencia Energética”.

Este certificado es un documento que describe el consumo de energí­a y las emisiones de CO2 asociadas al inmueble.

Dichos inmuebles son calificados con una letra A, B, C, D, E, F y G de acuerdo al resultado de la certificación, siendo la letra A la máxima calificación y la letra G la mí­nima.

El objetivo final de este certificado es favorecer la promoción de inmuebles de alta eficiencia energética. A su vez sirve de información para futuros inquilinos y compradores.

2. ¿Qué edificios tienen la obligación de obtener un certificado de eficiencia energética?

a) Edificios de nueva construcción.

b) Edificios o partes de edificios existentes que se vendan o alquilen a un nuevo arrendatario, siempre que no dispongan de un certificado en vigor.

c) Edificios o partes de edificios en los que una autoridad pública ocupe una superficie útil total superior a 250 m2 y que sean frecuentados habitualmente por el público.

3. ¿Cuándo se debe informar sobre el certificado energético (debidamente inscrito en Registro)?

a) En toda oferta, promoción y publicidad dirigida a la venta o alquiler del edificio.

b) Cuando el edificio existente sea objeto de contrato de compraventa o arrendamiento, total o parcial, será puesto a disposición del adquiriente o arrendatario.

4. ¿Qué edificios no tienen la obligación de tener un certificado de eficiencia energética?

a) Edificios y monumentos protegidos oficialmente con un particular valor arquitectónico o histórico.

b) Edificios o partes de edificios utilizados exclusivamente como lugares de culto y para actividades religiosas.

c) Construcciones provisionales con un plazo previsto de utilización igual o inferior a dos años.

d) Edificios industriales, de la defensa y agrí­colas o partes de los mismos, en la parte destinada a talleres, procesos industriales, de la defensa y agrícolas no residenciales.

e) Edificios o partes de edificios aislados con una superficie útil total inferior a 50 m2.

f) Edificios que se compren para reformas importantes o demolición.

g) Edificios o partes de edificios existentes de viviendas, cuyo uso sea inferior a cuatro meses al año, o bien durante un tiempo limitado al año y con un consumo previsto de energí­a inferior al 25 por ciento de lo que resultarí­a de su utilización durante todo el año, siempre que así conste mediante declaración responsable del propietario de la vivienda.

5. ¿Quién tiene la obligación de contratar la realización del certificado de eficiencia energética?

El propietario del edificio completo, vivienda o local será el responsable, con respecto al certificado de la eficiencia energética del edificio o su parte, de encargarlo, conservarlo y solicitar su inscripción en el Registro de Certificación de Eficiencia Energética de Edificios de la Comunidad Autónoma de Aragón.

6. ¿Quién puede realizar el certificado de eficiencia energética?

La calificación energética del edificio lo puede hacer cualquier técnico competente y es elegido libremente por la propiedad del edificio.

7. ¿Qué validez tiene el certificado?

El certificado de eficiencia energética tendrá una validez de diez años desde su emisión y firma por el técnico. El propietario podrá voluntariamente proceder a su actualización, antes del transcurso de dicho plazo.

8. ¿Cuáles son las posibles consecuencias de no cumplir con el deber de obtener el certificado energético?

Es de aplicación la legislación en materia de protección y defensa de los consumidores y usuarios.

Además, el 26 de junio de 2013 entró en vigor la Ley 8/2013, de rehabilitación, regeneración y renovación urbana. El texto incluye, en su disposición adicional tercera, las infracciones en materia de certificación de la eficiencia energética de los edificios, y en su disposición adicional cuarta, las sanciones en materia de certificación energética de edificios, así­ como su graduación.

9. ¿Se necesita obtener una calificación mí­nima del inmueble?

No, la normativa legal sólo obliga a la obtención de la calificación energética. No obstante, en los edificios existentes el certificado debe incluir una serie de recomendaciones para la mejora de la calificación energética resultante, siempre que éstas sean técnicamente viables y exista un potencial razonable de mejora.